Con mayoría de gremios a favor el gobierno de Vidal cerró paritarias para el 2017

  • politica
  •  
  • 05 de diciembre 2016 - 18:05

Con un acuerdo de 18 % de aumento de sueldo anualizado para el año 2017  la mayoría de las organizaciones sindicales de la provincia de Buenos Aires que nuclean a trabajadores enrolados bajo la ley 10.430 aceptó la oferta del ejecutivo y de este modo quedó cerrada la negociación. Hubo sindicatos que rechazaron y plantearán medidas de acción directa.  

Sin ministros y con funcionarios de segundas líneas se realizó este lunes por la tarde una nueva reunión entre funcionarios de la Provincia de Buenos Aires de las carteras de Educación, Salud, Economía y Trabajo con el fin de acercar posiciones y cerrar la negociación salarial de este año 2016 y de ser posible de 2017. La reunión comenzó a las 13.30 en el Ministerio de Economía y concluyó dos horas más tarde.

La mayoría de los sindicatos que nuclean a trabajadores estatales contemplados en la ley 10.430 aceptaron la oferta de incrementar en un total de 34,6 % el sueldo básico anualizado desde diciembre de 2015 hasta 2017. Se trata de UPCN, SOEME, Salud Pública y AERI. Los gremios ATE, CICOP y AEMOPBA fueron algunos de los que rechazaron la propuesta.

Además de la oferta realizada por el ejecutivo el gobierno propuso para todos los trabajadores otorgar un adicional no remunerativo de carácter extraordinario del 10 % del Sueldo Básico distribuido en 3 cuotas iguales y consecutivas durante los meses de octubre, noviembre y diciembre de 2016.

En síntesis tomando todo 2017 el incremento es de 18 % al salario básico aunque las partes acordaron que por cada trimestre del año próximo en caso de que exista una inflación superior al 4,5 % habrá una actualización automática de los montos sin necesidad de nuevas reuniones.

Susana Mariño Secretaria General de SOEME habló con este medio al terminar la reunión y explicó: “Es una paritaria con ajustes automáticos y esto la hace histórica a la negociación. Se cerró un acuerdo y no una suma”, indicó.  

En tanto Adriana Pizarro de AEMOPBA contó: “Rechazamos la oferta porque no sabremos si recuperaremos poder adquisitivo, empezaremos 2017 perdiendo. Además nos están desmantelando el ministerio y están llevándose a Geodesia de Obras Públicas, y van a transferir ese sector a ARBA que nada tiene que ver con las necesidades que hay en materia de obras públicas”, señaló.

En tanto Fernando Corsiglia Presidente de CICOP entidad gremial que nuclea a profesionales de la salud al concluir el encuentro y rechazar el ofrecimiento dijo: “La mayoría aceptó la propuesta que formuló el ejecutivo y  nosotros sostenemos nuestro rechazo porque para el resto de 2016 es insuficiente lo ofrecido ya que ni siquiera supera a la inflación de esta año. El 18 por ciento no retroactivo a enero nos perjudica. Solicitamos una paritaria para nuestro sector que esperamos sea la semana próxima. Estamos en alerta de movilización”, dijo el dirigente quien no descartó paros en todos los hospitales bonaerenses.

Por su parte Oscar de Isasi Secretario de la Asociación Trabajadores del Estado dijo: “El aumento es del 11,9 por ciento y no de 18 como dice el gobierno porque no es retroactiva la suma. Vamos a seguir con nuestro plan de lucha. Nos quieren condenar a un plan de hambre y hay miles de trabajadores al menos 15 mil que no saben si tendrán continuidad laboral porque sus contratos vencen y el gobierno no garantiza sus puestos laborales para el año 2017”, se quejó el gremialista.

En tanto Miguel Zubieta Secretario General de Salud Pública: “Cerramos 2016 con un total de 41,6 de aumento para el trabajador hospitalario más una bonificación del 10 por ciento no remunerativa y un anticipo de 4,5 a partir de enero todo esto se incorpora  siempre al salario básico. Nuestra organización empezará a revisar el acuerdo salarial a partir del mes de abril con el primer trimestre a partir del nuevo índice inflacionario. El gobierno dice que será del 18 % la inflación y si se supera esa suma deberá devolverse lo perdido al trabajador”, indicó Zubieta quien además indicó que este nuevo acuerdo a los trabajadores de la salud los pone “por delante de la inflación”.

COMPARTIR NOTICIA